Prensa y
Actividades
Web española de trasplantes

Médicos del Reina Sofía trasplantan el corazón a un bebé de ocho días

   El equipo de cirugía cardiovascular del hospital Reina Sofía de Córdoba ha trasplantado el corazón a Laura Caballero Calle, que con ocho días de vida se convierte en la paciente de menor edad a la que se lea sometido a esta intervención en España. Laura nació el 23 de Septiembre en Granada y a los dos días de vida, cuando su madre, María del Carmen Calle, ya la cuidaba en casa, "comenzó a sentirse mal y a ponerse, primero morada y, después azul". Los médicos le diagnosticaron un síndrome de corazón izquierdo hipoplastico.

    La única posibilidad que tenia la pequeña para seguir con vida era un trasplante, según le dijeron los médicos granadinos a los padres de la pequeña, José Antonio Caballero y María del Carmen Calle, Vecinos de Riofrio (granada).
    Dos días después de nacer, Laura llego con sus padres al hospital de Córdoba. La donación tenia que producirse de forma inmediata. La pequeña quedo ingresada mientras sus progenitores viajaban a diario hasta Córdoba desde Riofrio con la incertidumbre de si la donación se produciría a tiempo.
    El 1 de Octubre les llego la noticia de que se había donado un corazón cuyas características eran compatibles con su hija. Esa misma noche, el equipo que dirige el cirujano vascular Manuel Concha realizo el trasplante cardiaco y amplio el arco aortico del bebe, convirtiéndose así en el paciente de menos edad a la que se le practica el cambio del órgano en España.
    La dirección del hospital no dio a conocer hasta ayer esta intervención. Laura esta estable en la actualidad, con las constantes vitales normales, no precisa apoyo hemodinamico ni respiratorio y tolera alimentación oral. Actualmente esta pendiente de ser dada de alta en la unidad de cuidados intensivos (UCI). Pedriatica del hospital Reina Sofía. Carmen Calle esta agradecida a la familia que dono el corazón, a la que le gustaría conocer para agradecerle la solidaridad que demostró, cuestión que va a ser difícil porque, según las normas, no se suele facilitar la identidad de la familia que dona órganos. Agradecen igualmente el esfuerzo hecho por el equipo medico de Manuel Concha para que su hija saliera adelante.
    El matrimonio no es donante de órganos, pero ambos aseguraron ayer que se harán enseguida y "vamos a convencer de que se haga donante a todo el que conozcamos".